15 nov 2010

A pesar de la mañana lluviosa...

A pesar de la mañana lluviosa algunos nos hemos animado y nos hemos llegado a la Laguna del Oso. Antes de llegar al observatorio ya había dejado de llover. Eso sí, un fresco viento de poniente nos ha acompañado durante un rato. Las bandadas de grullas han estado presentes durante todo el recorrido. Su peculiar gruu-gru se escuchaba casi de continuo. Hemos podido ver la enorme colonia de anátidas que ocupan la laguna, alguna bandada de avefrías y otras aves que pueblan el entorno. Las estupendas explicaciones de Luisjo nos permiten atender detalles que de otro modo nos pasarían desapercibidos.
Al final una estupenda mañana y un montón de cosas nuevas aprendidas sobre las aves que pueblan La Moraña y Tierra de Arévalo.

No hay comentarios: