6 mar 2010

Concepción Casado, Premio Castilla y León de Restauración y Patrimonio.

“ME DUELE EL ALMA CON LA DESPOBLACIÓN”

“Sabe de sobra que si se dedica a recuperar retazos del pasado colectivo en el vivir cotidiano de un pueblo es porque hay una causa que ha llevado a este trance: «La despoblación, que acaba con todo», apunta sin titubeos Concepción Casado Lobato. «Me duele en el alma que los pueblos se mueran, que se queden sin gente a medida que pasan los meses, los años. Me da muchísima pena».
Como investigadora de vidas cotidianas ha pasado por aldeas, pueblos y comarcas cuyo número de vecinos mengua año a año en avance imparable. «Lo veo y no sé qué se podría hacer», admite con desolación. De lo que no tiene duda es de que añora como nunca algo que, dice, nunca ha faltado en esos pueblos: «La ayuda mutua, socorrerse y tenerse a mano unos vecinos a otros; eso lo he visto y es grandioso. Si se recuperara esa forma de convivencia, de estar unos disponibles para otros...».”

No hay comentarios: