30 jul 2013

Carlos Gallego, dibujante, ilustrador

Hace ya bastantes meses, manteníamos con Carlos Gallego una conversación telefónica de carácter estrictamente profesional cuando, sin saber de qué manera, salió a colación su actividad, su particular dedicación laboral. Era ilustrador y ello le había llevado a crear una preciosa colección de plumillas referidas a monumentos, lugares, rincones de las más afamadas localidades de nuestro País.
Carlos Gallego nace en 1958 en Madrid. Sus raíces con nuestra tierra tienen su origen en Adanero y, antes, en Arévalo ya que sus abuelos eran arevalenses.
En su profesión se define como autodidacta y ha trabajado el dibujo en sectores de animación, prensa y diseño gráfico. Ha colaborado, asimismo, en la ilustración de libros, en especial libros de texto. Sus trabajos aparecen en publicaciones de las más importantes editoriales españolas. Actualmente está trabajando con la editorial inglesa Mac-Millan. Ante ha trabajado con Oxford y Pearson, tambien inglesas
De forma simultánea lleva ya veintidós años dibujando sus láminas a plumilla. Veintidós años representando en sus dibujos monumentos, rincones, lugares con encanto, plantas y flores...
Sus obras aparecen en postales, láminas y marca-páginas.
Nos recuerda que hace dos años se enteró, a través de nosotros, de que Arévalo estaba preparando la edición número XVIII de “Las Edades del Hombre”. Fue en aquella ocasión cuando hablamos de la posibilidad de hacer una serie de plumillas referidas a algunos de los monumentos y rincones más importantes, con más encanto de nuestra Ciudad. Y así, hablando de ello, después de algunos días de intercambiar propuestas, se llegó a una primera idea de cómo podría plantearse el pequeño proyecto.
Luego de debatir diversas formas para llevar adelante la idea de realizar esta serie de postales y láminas, tras mantener algunos contactos con entidades y empresas de Arévalo que pudieran participar en la financiación de la idea, Carlos, tomó la decisión de llevarlo a  cabo por su cuenta. Se puso a la faena y unos días antes de la inauguración de nuestra particular edición de “Las Edades del Hombre”, nos llamó por teléfono para quedar y mostrarnos el trabajo terminado.
Decir que en los dos años transcurridos, tuvimos, en más de una ocasión, la agradable sorpresa de encontrarnos, en algunos de nuestros viajes, con las llamativas láminas y postales de Carlos Gallego en los lugares más representativos de la geografía española: Covarrubias, Granada, Silos, Santillana del Mar, Toledo... 
Hace algunas semanas, en la visita que desde la Asociación La Alhóndiga organizamos al Real Jardín Botánico de Madrid, pudimos contemplar en la entrada de este lugar la serie de postales y láminas que Carlos Gallego tiene y que están dedicadas a las plantas y flores que conforman el jardín.
Las postales, las láminas, los marca-páginas dedicados a Arévalo son, hasta ahora ocho: El Arco del Alcocer, el Castillo, la iglesia del Salvador, la plaza de la Villa, la iglesia de San Martín, la de Santa María, la de Santo Domingo de Silos y, cómo no, la joya del Mudéjar, la ermita de la Lugareja. Carlos nos comenta que está pensando hacer algunos motivos más.
Por supuesto recalca y deja claro que las creaciones son originales, son plumillas hechas a mano.
Con Carlos Gallego, con sus excepcionales láminas, Arévalo ha entrado a formar parte de un exclusivo club en el que están lugares tan emblemáticos como el Monasterio de Silos, La Alhambra de Granada, Covarrubias, Toledo o el mismo Real Jardín Botánico de Madrid, entre otros.
Juan C. López
La Llanura número 50

No hay comentarios: