12 jun 2010

Comunicado de prensa

La Alhóndiga de Arévalo pide al Ayuntamiento que estudie la posibilidad de prohibir estacionar en la plaza de la Villa

La Alhóndiga, asociación de cultura y patrimonio ha enviado una carta al Ayuntamiento de Arévalo para que se estudie la posibilidad de cortar el tráfico rodado los sábados, domingos y festivos, impidiendo el acceso y tránsito por la plaza de la Villa y se prohíba el aparcamiento de ningún tipo de vehículo dentro de ella y en el espacio alrededor de la iglesia de San Martín (plaza de San Martín y de La Alhóndiga) durante los días indicados (sábados, domingos y festivos) y, también, se prohíba de forma expresa el que los vehículos automóviles nunca puedan aparcar bajo los soportales, por el grave deterioro que están causando a estos lugares emblemáticos de Arévalo.
Miembros de esta asociación han podido comprobar durante el todo el mes de mayo y parte de junio de los corrientes, con motivo de la apertura los fines de semana de la iglesia de Santa María la Mayor, donde se ha celebrado la exposición de fotografía “Arévalo, Ayer y Hoy”, como la plaza de la Villa es utilizada de forma indiscriminada por vehículos automóviles para estacionar en cualquier lugar de ella, sin orden ni concierto, incluso utilizando los soportales como cobertizos para dejar dichos automóviles.
Esta solicitud obedece a las innumerables quejas que nos han transmitido muchos de los arevalenses y de las personas que visitan el casco histórico de nuestra ciudad, en general, y la plaza de la Villa de en particular y contemplan como este espacio monumental es un autentico aparcamiento de coches y los soportales son utilizados como cobertizos y garajes de esos automóviles provocando que el estado del pavimento de esta plaza medieval se encuentre en un estado denigrante debido a los restos de aceite que derraman muchos de estos coches.
Por todos los motivos expuestos desde la asociación La Alhóndiga de Arévalo, en su labor de defensa del patrimonio histórico de nuestra ciudad, consideramos que la retirada de todo tipo de vehículos de este espacio monumental y, al menos, en los días indicados, redundaría en la imagen de la ciudad, mejorando su atractivo turístico.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Una iniciativa factible y que le puede devolver parte del orgullo perdido a una villa que podría ser tan bella...

Ojalá haya suficiente seso en el Ayuntamiento para que se ponga en práctica una iniciativa tan sensata.

¡Ánimo!