7 oct. 2012

Charanga “El Meneíto”, 20 años de éxitos


Les esperamos, tomando un café, en una mesa del bar “Impacto”. Poco a poco van llegando algunos de ellos. Son ocho habituales, nos dicen: Juji, Nando, Javi, El Cristo, Arturo, José Antonio, David y Paco. Cuentan con cuatro eventuales que les echan una mano cuando es necesario. Algunos de ellos, no todos, llevan ya veinte años en esto. Todos han pasado por la Banda de Música. Forman la charanga “El Meneíto”, toda una institución musical en Arévalo y en muchos de los pueblos de los alrededores. 

Nos dicen, orgullosos, que han tocado en multitud de provincias: Madrid, Salamanca, Segovia, Valladolid. También en Mérida y hasta en Jaén. Nos hacen saber que, hace algunos años, actuaban junto a un grupo de teatro de animación infantil. Ellos hacían la música de esas actuaciones y por ello tuvieron la oportunidad de tocar en multitud de capitales de provincia y otras localidades importantes.
Muchas gentes de muchos pueblos han disfrutado de los sones populares que componen el amplísimo repertorio de “El Meneíto”. Nos recuerdan que, a veces, han estado hasta ocho horas tocando, prácticamente sin parar, y sin repetir ni una sola pieza.
Traen a la memoria algunas anécdotas, que comparten con nosotros y con los componentes más jóvenes del grupo. “En Madrid ―nos cuentan― en una de sus actuaciones en la tradicional Fiesta del Árbol, mientras les grababa una cámara de televisión regional, el alcalde Álvarez del Manzano se acercó a ellos y les saludó uno a uno.
Recuerdan también con cierto susto, que, en otra ocasión, en la localidad de Carbonero el Mayor, en nuestra vecina provincia de Segovia, tocando para los Quintos, uno de ellos, haciendo alarde de un algo de brutalidad mezclada con una elevada tasa de alcohol en sangre, tuvo la peregrina idea de hacer rodar, cuesta abajo y por la calle por la que los de “El Meneíto” iban tocando, una rueda de camión que estuvo a punto de caerles a todos ellos encima.
Recuerdan con agrado haber actuado en ferias y fiestas, en desfiles, en bodas, en despedidas de solteros, en eventos particulares, incluso alguna vez les han llamado para tocar en algunas convenciones y actos políticos.
Generalmente se desplazan en sus propios coches y mantienen el compromiso de que el conductor no puede beber alcohol. Nos comentan que en alguna ocasión les ha parado la Guardia Civil. Incluso una noche, y en el corto recorrido existente entre Santiuste de san Juan Bautista y Arévalo, les pararon tres veces para comprobar si el conductor estaba sobrio.
Entre risas comentan que siendo componente de una charanga como “El Meneíto” se liga bastante, aunque los que ya están casados, cuando acaban la actuación, se recogen temprano y se marchan a su casa.
Se sienten queridos y aunque consideran que “nadie es profeta en su tierra” son sabedores de que cuentan con un importante número de seguidores y amigos, muchos amigos, en Arévalo y en todos los pueblos de nuestra comarca e incluso más allá. En Pedroso de la Armuña, lugar puesto entre Salamanca y Medina del Campo y patria chica de Cortadillo, aquel pícaro  compañero de Rinconete, surgido de la incomparable pluma de Miguel de Cervantes, llevan tocando dieciocho años. ¡Por algo será!
En la cabalgata de Reyes de este mismo año, en Arévalo, se ofrecieron a tocar de forma voluntaria y altruista para dar realce al evento y evitar que el desfile tuviera solo la música procedente de los equipos electrónicos que montan en las carrozas.
Nos confirman que son asociación cultural a todos los efectos. Se llaman “Asociación Musical Arevalense”. 
En este veinte aniversario quieren renovar la marca “El Meneíto”. Para ello han invitado a amigos y simpatizantes a aportar ideas para un nuevo logo, ideas para celebrar el veinte aniversario. Están presentes en Internet y mantienen una animada actividad, informándonos de sus proyectos y sus trabajos, en todas las redes sociales.
Son los chicos de la charanga “El Meneíto” que ya llevan veinte años deleitándonos y haciéndonos disfrutar con su música.
La Llanura número 40-agosto de 2012

No hay comentarios :